Coles que molan: Cómo hacerlo todo fácil

El cole de Silvia mola. Es un comentario común entre los padres, es un colegio ordinario no demasiado grande, totalmente aconfesional, que se implica en la educación de los niños y mucho más en aquellos que necesitan una atención más personalizada.

Nos dimos cuenta el año pasado con la super tutora que le tocó a Silvia pero ha sido empezar el curso y ya vemos que nuestra percepción no era para nada de padres ilusionados por un primer curso fascinante.

Silvia ha empezado primaria, con los cambios que conlleva. Necesita tener una autonomía mucho mayor, no tanto en el ámbito de vestirse, baño y demás – cosa que ya tiene bastante avanzada – sino también en temas mucho más simples como los tentempiés.

Por razones de organización familiar, Silvia se queda en el horario ampliado. Eso lleva a tener que ponerle dos tentempiés, el de media mañana y el de media tarde. Y claro, explicarle eso a Silvia pues es algo complicado. Resultado: se come ambas cosas por la mañana 😀

La tutora nos indicó que teníamos que hacérselo fácil a ella para que siga progresando, y con sus sugerencias y las del PT, hemos creado el tapper-picto, uno para la media mañana y otro para la merienda.

Para personas negadas para la pretecnología como somos sus padres, podemos sentirnos bien felices de hacer cosas muy básicas pero que le puedan ayudar a Silvia.

Lo dicho, nuestro cole mola.

Anuncios