Cosas que nos pasan. Parte 1


Vamos a realizar una gestión a una tienda inmensa del proveedor principal de telefonía en España, ya que nuestro contrato está – al parecer – obsoleto y deben cambiarme a otro.

Atiende un chaval que le hace tres monerías a Silvia.

Nos dice que nos va a cambiar a una modalidad “llena de coches y motos”. A mi no me gustan, a Eloy tampoco… de momento a Silvia ni le va ni le viene.

… Me oculta – y mira que le indiqué varias veces que quiero los mismos canales – que me quita TODOS LOS CANALES INFANTILES.

Pienso:

a. La opción llena de coches y motos vale lo mismo que yo pago ahora. La opción llena de canales infantiles son 8€ menos.

b. La empresa que da training a estos chicos debe cobrar una pasta pero el capítulo de empatía hacia el cliente se lo salta a la torera

c. Qué poco le hubiera costado haber preguntado si la niña ve series infantiles… ah, claro, con esto incumpliría el punto a, o quizás pensó que no se enteraría de mucho, o quizás…

No quiero ser malpensada. En serio. Creo que a otra madre acompañada de su hijo “típico” le hubiera hecho la misma jugada, pero me da rabia porque me genera pensamientos negativos en la sociedad, y no me apetece tenerlos.

Es más, no me los merezco, ni se los merece Silvia…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s