A tres días de nuestro primer año (I)


La noche anterior había soñado que nos íbamos de viaje, que estábamos en un sitio exótico y extraño. La maleza nos abrigaba, y paseábamos Eloy y yo de la mano, junto a una pequeña niña pelirroja y con pinta de marisabidilla.

Sonó el despertador, me levanté y pensé: 3 de agosto, ya quedan 20 días para que llegue Silvia.

Me fui a la oficina, trabajé durante la mañana y por la tarde tenía mi última revisión antes de irnos a Sevilla a recibir a Silvia. El médico estuvo haciendo sus pesquisas y había algo que no le gustaba. Mi niña no crecía ni comía.

Así que la noche del 3 al 4 de agosto fue de las peores del embarazo, no pude dormir y Silvia tampoco, que se pasó todo el tiempo dando tumbos por mi barriga.

El día 4 volví al trabajo intranquila, tenía una maleta preparada por si del médico nos teníamos que ir corriendo a Sevilla. Fui a la revisión y, tras la misma, decidimos quedarnos en Madrid y que Silvia naciera ya.

Mis padres y mi hermano se vinieron corriendo, yo ingresé, me prepararon para la cesárea, y tras unos 30 minutos de operación… ahí estaba ella llorando como una loca

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s